Demasiadas o pocas eyaculacionesEn muchas parejas suele ser muy común que la infertilidad se deba a que popularmente tiende a ser habitual el pensamiento de que las reservas de semen suelen “acabarse” o agotarse después de cada eyaculación, de manera que es importantísimo mantener períodos de abstinencia ciertamente prolongados.

¿Consecuencia? La pareja mantiene muy pocas relaciones sexuales, muchas de ellas infrecuentes, por lo que se hace muy difícil en realidad que la relación se practique en aquellos días próximos a la ovulación, o en el día más fértil de la mujer (que es precisamente cuando ovula).

Lo cierto es que anteriormente se creía que era importante para conseguir el embarazo mantener una abstinencia mayor a los 7 días. Sin embargo, se ha demostrado mediante diferentes estudios que es una creencia completamente errónea, ya que el esperma del hombre presenta una calidad muchísimo peor.

De hecho, numerosos estudios han constatado la presencia de un número alto de espermatozoides incluso ante eyaculaciones sucesivas. Además, aunque el número de espermatozoides pueda disminuir un poco, éstos tienden a ser de mayor calidad porque se ha producido una renovación (es decir, con la eyaculación se han “eliminado” los espermatozoides más “viejos”, y éstos han sido sustituidos por los más nuevos, que tienden a ser más activos y por tanto presentarían una probabilidad mayor de concepción).

¿La recomendación? Mantener relaciones sexuales al menos una vez cada día en el periodo entorno a la ovulación; es decir, hacia la mitad del ciclo menstrual de la mujer, con un periodo de abstinencia no superior a los 5 días.

Imagen | Flickr

Articulos relacionados con Demasiadas o pocas eyaculaciones:

Hacer un comentario